¿Niños Tiranos?, cinco estrategias para para orientar a los padres

Maribel Corcuera,  es psicóloga infantil, y hoy nos entrega cinco datos para detectar cuándo los más pequeños de la casa comienzan a transformarse en mini dictadores, cuáles son las causas de esto, además de dar tips para que los papás puedan prevenir esta situación. Ojo: los niños no son los responsables.

Niños tiranos

Está claro que la tecnología ha generado que educar a un niño no sea lo mismo que hace dos décadas atrás, pero ¿qué pasaría si en lugar de consentir a nuestros retoños con las modas de las redes sociales, los consintiéramos con  tiempo de calidad? Éste es el desafío al que invita la psicóloga Maribel Corcuera junto a OMO, para que la vida de los más pequeños no pase en blanco.

“OMO, una marca chilena que nos ha acompañado desde siempre, tiene un mensaje muy lindo que todos los padres deberían de incorporar, que es que, tenemos que mancharnos de vida, pasar tiempo con nuestros seres queridos y experimentar con los pies en el barro; no hacer esto puede acarrear problemas que muchas veces ni siquiera imaginamos”, recalca la experta.

 

Con su campaña Manchados de Vida, OMO invita a que no le temamos a ensuciarnos al probar cosas nuevas, a hacer actividades con nuestros hijos y dejar de encargarles su crianza a otros, ya sea a otras personas o a la tecnología. OMO invita a que ni la vida de los niños, ni la nuestra, pase en blanco, que aprendamos y nos divirtamos con cosas nuevas sin miedo a nada.

Corcuera detalla que la inmediatez a la que acostumbramos a los niños, ya sea con entregarles el teléfono apenas lo piden, ponerles una película en el auto para que no se aburran o decirles que sí a todo con tal de evitar una pataleta, es lo que genera personas sin paciencia, lo que finalmente se transforma en una generación tirana.

“Si a tu hijo nunca le dijiste que no para nada, no puede sorprenderte que te haga una pataleta en el supermercado cuando de la nada, decidiste no comprarle algo que para él es natural que le des. Somos los padres y el no hacernos cargos del tiempo que le dedicamos a nuestros hijos lo que genera que ellos después no acepten un no como respuesta, y que después lo mal cataloguen de ‘tiranos’”, dice.

Maribel explica que hay algunas formas para primero, darse cuenta de si nuestros hijos se están volviendo intolerantes al “no”:

  • Se enojan con los juguetes porque estos no son lo que ellos esperan.
  • No pueden seguir instrucciones.
  • Les da una pataleta al tener que esperar por lo que sea.
  • Son inflexibles respecto a los cambios en general.
  • Pelea con sus pares.

Ahora bien, si se detectan todas estas alertas en los más pequeños, Corcuera aclara que hay formas para dar marcha atrás y que, como papás, podemos cambiar estas actitudes con simples pasos, lo que siempre tiene que ser de forma gradual.

  • Disfrazar las tareas cotidianas, como hacer la cama, de desafío o juego.
  • Si el niño tiene que hacer dos actividades, siempre se debe comenzar primero por la que no le gusta. Ejemplo: primero tareas, después jugar.
  • Premiar las conductas positivas con cosas cotidianas: un desayuno rico, por ejemplo, pero no un premio como tal.
  • Utilizar materiales para que hagan actividades: manualidades por lo general; evitar los objetos con pilas o batería.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s